Mil soles Espléndidos

Dos destellos de luz en tanta oscuridad

mil-soles-esplendidos

Había terminado de leer El Ocho y para respetar con rigor mi lista de pendientes ( ya saben de mi manía de intercalar lecturas por lo que el combo actual también lo integran Levrero y Salinger, pero esas son historias futuras que ya vendrán al caso) debía continuar con Mil soles espléndidos. Honestamente no conocía mucho del autor y más honestamente nadie me lo había sugerido como buena lectura.

Simplemente lo vi en la mesa de las novedades, donde no suelo detenerme por mucho tiempo (reconozco que soy un poco escéptica a los best sellers por lo que no pongo en ellos mucha atención). La mayoría de las veces no me dan ganas de seguir el gusto del momento, más que nada porque siento que en las ultimas décadas sí un libro logra un éxito comercial profundo (obviamente acompañado de algunas pequeñitas triquiñuelas publicitarias), surgen luego muchos cazadores de fortuna que toman el mismo tema y así llenan mesas de librerías, ofreciendo al mismo lobo con distinto disfraz (soy mala con los dichos y los refranes, a mi entender simplemente un poco creativa, así que tomen la libertad de pensar y ubicar en lo anterior el paralelismo correcto, por si era necesario algo como a caballo regalado Dios lo ayuda o en casa de palo ganancia de pescadores).

Como bien nos comentaba Waldemar en su comentario, la oferta de libros tiende a infinito mientras que las horas disponibles para disfrutarlos siguen exactamente la ruta contraria; por eso siempre prefiero un poco de criterio y de selección, incluso sabiendo que muchas veces tras dicha acción, he sentido fallar completamente.

map-of-afghanistanDe todas formas ya recordaran mi espíritu globalista por lo que intento no cerrarme a lo nuevo sino que simplemente tomar más precauciones al respecto, insisto en que si un libro realmente quiere que lo lea, así va a terminar sucediendo, ya que como ven frente al anterior desarrollo dogmático éste mismo artículo comienza haciendo referencia a un contraejemplo de lo planteado.

Para no marearlos en mis túneles filosóficos y que no nos quedemos atascados en algún laberinto de mi mundo de maravillas sin llegar a destino, volvamos al punto. Me detuve entonces en esa mesa y frente a todo el desarrollo actual de novelas similares, “Mil soles espléndidos” captó mi atención. Leí la reseña y realmente me dio curiosidad la propuesta. Me interesa la Historia tanto como la Política y si una novela tiene buenas referencias tanto de una como de otra materia, les puedo asegurar que es una de las formas más atrapantes de dejar claros ciertos hechos históricos y de llegar a comprender algunos escenarios políticos. Y fue exactamente lo que me pasó con Mil soles.
Brood_by_CMYJ copia_thumb[3]

Khaled Hosseini teje imperceptiblemente la crueldad de una crónica tan posible como mágica, desde la dura historia de un país siempre convulsionado como Afganistán, y desde la piel de dos mujeres ejemplares, ( sin dudas el género más sufrido en esas tierras) que se revelan ante la fatuidad del destino, y se mantienen en permanente lucha ante la desesperanza.

Hosseini inspira el título en un poema del siglo XVII sobre Kabul “Eran incontables las lunas que brillaban sobre sus azoteas o los mil soles espléndidos”.

El afgano-estadounidense ( Khaled nace en Afganistán en 1965 y recibe asilo político en Estados Unidos junto a su familia en 1980, donde obtiene su título de médico en 1993) encontró la llave perfecta para describirnos 50 años de historia de ese país, por medio de los avatares y las alegrías de dos generaciones diferentes de mujeres unidas a una misma tierra que les exige sacrificio y una práctica del concepto del amor, que a cualquier mujer occidental nos convulsiona el entendimiento.

20070323elpepiint_7La trama nos lleva por un laberinto de pérdidas y sin sabores; pero de una forma maravillosa siempre nos sorprendemos renovando la esperanza, aprendemos de costumbres, recordamos hitos y posturas históricas, ensayando emociones y condenas porque Hosseini nos compromete siempre a tener presente que en Mil soles hay mucho más de realidad que de cuento.

“Yo tengo un sueño” dijo por primera vez Martín Luther King, y es quizá uno de los mejores resúmenes que podamos usar para ésta novela. Ambas mujeres, separadas por un puente de años que se ensancha solo por la condición de ser afganas, cruzan sus vidas y retoman en la suma de ambas, la fuerza para intentar concretar al menos un pequeño cambio dentro de tanto dolor.

Por momentos Hosseini nos hiela el corazón ( práctica que va en su segundo ensayo ya que es precedida por otro de sus libros que comentan también imperdible como “Cometas en el Cielo”) y es imposible no volvernos voz de las mismas consignas que encarnan Mariam y Laila; por momentos nos volvemos incrédulos sobre la existencia pasada y presente de tan profundas opresiones, pero nos atrapa la terquedad por sobrevivir la historia y poder certificar si la vida aún en las peores condiciones, aún en las miserias más hondas, nos regala un comodín para poder salvar al menos parte de la historia.

No soy feminista, pero sí porfiadamente humanitaria. Para todos aquellos que piensen que una de las mejores formas para seguir construyendo humanidad es no portar una venda en los ojos para con ninguna especie, ningún género, ninguna religión ni cultura y ningún punto temporal o geográfico, Mil soles espléndidos es una sin dudas una de las gafas correctas.

Les dejo un pequeño video del autor comentando su libro.


Gracias,

Alice

Anuncios

Una respuesta a “Mil soles Espléndidos

  1. Pues iio estoy haciendo un Libro que se llama Mil Soles, y apenas tengo 13 años, pero no se parece nada a esta historia jeje

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s